En Transformador seco, Seccionadores, transformadores

El trasformador seco es un dispositivo que se conforman de muchas componentes, en su totalidad fijos, y se encuentran totalmente cerrados, por lo que tienen pocas probabilidades de presentar fallas graves, además su operación se lleva a cabo de manera estática, por lo que pueden recibir un mantenimiento preventivo programado para alargar su vida útil.

Sin embargo, si no se les da los mantenimientos necesarios o se hace un uso indebido al exponerlos a elementos para los que no fueron construidos, pueden sufrir de distintos tipos de averías. Si bien la mayoría son reparables, lo mejor es siempre tomar las medidas de prevención necesarias para evitarlas.

Tipos de avería en los transformadores

Cuando un transformador tiene una falla, lo primero que debe hacerse es desconectarse del sistema para que pueda ser reparado a la brevedad y evitar que provoque otros daños a la red o una avería más grave que no tenga reparación. Para saber cómo actuar ante las fallas se deben de identificar de qué tipo son: incipientes o activas.

Las fallas incipientes se desarrollan lentamente, sin embargo, de no identificarlas o repararlas pueden volverse una avería más grave, la mayoría se puede identificar con rapidez y reparar a la brevedad. Las más comunes son:

  • Sobrecalentamiento. Se genera por malas conexiones internas, una falta de ventilación o problemas en el funcionamiento del sistema de enfriamiento.
  • Sobreflujo magnético. El flujo magnético en el núcleo tiene una densidad proporcional a la tensión y frecuencia. Cuanto más flujo haya en el núcleo se generan más pérdidas y sobrecalentamiento.
  • Sobrepresión. Generado en el tanque de los transformadores debido a la emisión de gases. Este fallo se produce de forma repentina o paulatina.

Por otra parte están las fallas activas, que ocurren de manera inesperada y requieren ser reparadas a la brevedad, ya que pueden causar daños mayores con rapidez. En estos casos se recomienda desconectar el transformador de manera inmediata. Entre la más comunes se encuentra:

  • Cortocircuitos en los devanados.
  • Fallos en el núcleo.
  • Descargas eléctricas, ya sea que vengan de la red de distribución o sean externas, como las provocadas por un rayo.
  • Cortocircuitos de fase a fase.
  • Sobre voltaje.

Para evitar cualquiera de estas fallas es fundamental que se les dé el uso adecuado a los transformadores, se instalen de acuerdo con las instrucciones de los fabricantes y se les den los mantenimientos preventivos recomendados. De igual manera, deben adquirir los equipos de la más alta calidad, los cuales podrán encontrar en Asesores en Alta Tecnología, donde contamos con un amplio catálogo de transformadores, restauradores, seccionadores y otros equipos eléctricos de media y alta tensión de las mejores marcas en el mercado.

 

Publicaciones recientes

Solicita una cotización aquí

Comience a escribir y presione Enter para buscar

TransformadoresMedición pedestal