En Blog

En representación de Asesores en Alta Tecnología, les damos la más cordial bienvenida a una entrada nueva de este sitio web. Esta ocasión, tal como señala el título, les hablaremos sobre los seccionadores, asimismo, hablaremos sobre las redes eléctricas y los seccionadores, así como sus clasificaciones y tipos. Recuerden que si necesitan el respaldo de una empresa proveedora y experta en todo lo relativo al seccionador de redes eléctricas, no deben dudar en contactarnos, les garantizamos atención plena así como servicios de calidad. Sin más que añadir, demos inicio a esta publicación que esperamos sea de su agrado.

Todo el mundo está habituado al empleo de una gran variedad de dispositivos y equipos eléctricos para la realización de tareas variadas en nuestra vida cotidiana, por ejemplo, desde que llegamos a casa al atardecer y encendemos las luces hasta el momento en que hacemos uso de aparatos portátiles que integran un sistema de alimentación en base a batería y con los que podemos enlazarnos y contactar con otros a distancia. Esto es con respecto al ámbito doméstico, pero, con respecto a lo industrial se requieren sistemas más complejos con equipos de mayor sofisticación. Tal es el caso de las plantas eléctricas y las redes de electricidad. Dentro de nuestro hogar, la electricidad es un servicio de primera necesidad el cual debe estar conectado forzosamente a una red eléctrica, siendo la aplicación de diversas tecnologías en conjunto para que todos nuestros puedan ser suministrados con dicha energía. Lo mismo aplica para otras áreas privadas como oficinas, establecimientos y fábricas, así como espacios públicos. Es menester que en torno al empleo de las redes se estipulen medidas y sistemas de seguridad que regulen el funcionamiento óptimo del suministro, de modo que se puedan evitar aquellos accidentes relacionados a un uso negligente.

Desde el punto de vista de la física, la energía eléctrica consiste en la manifestación de una corriente la cual se produce por una diferencia entre dos puntos de potencial eléctrico (uno de los fenómenos asociados al magnetismo), lo que posibilita su aprovechamiento a través del empleo de un soporte, a saber, una red de cableados, así como circuitos integrados a dispositivos eléctricos. Como cualquier otra fuente, esta energía se puede aprovechar con el fin de transformarla en otros tipos de energía, entre los cuales pueden señalarse los dos ejemplos más comunes: la luz y el calor. Asimismo, se emplea dentro de maquinarias que se enfocan en realizar actividades específicas mediante energía mecánica, e inclusive en sistemas de calefacción a través de la conversión de electricidad en calor o frío. En los últimos años, se ha enfatizado la relevancia de la obtención de electricidad a través de sistemas amables con el medio, es decir ecológicos, siendo la conversión a energía eólica (por medio del movimiento de turbinas con el discurrir del viento) o la energía solar las más comunes y utilizables dentro de ámbitos como el hogar, aunque también, se benefician las industrias evitando la emisión de gases contaminantes dentro de la plantas eléctricas que funcionan con combustibles fósiles.

Hablemos a continuación sobre las redes eléctricas, su importancia y características generales, para a partir de ello, resaltar la función del seccionador y sus diferentes clasificaciones. Las redes eléctricas pueden definirse como un conjunto interconectado de elementos con el fin de suministrar de electricidad a diversos demandantes, la cual va desde las centrales de energía hasta los puntos finales de consumo. Son dichos elementos conectados entre sí los que posibilitan que tanto ustedes como nosotros podamos disponer de electricidad en nuestros inmuebles o para llevar a cabo nuestras labores. Con respecto a las centrales productoras de tal energético, se trata de instalaciones las cuales tienen el potencial de convertir energía  primaria en electricidad. Los tipos de centrales son diversos, entre los que cabe mencionar los de naturaleza hidroeléctrica, térmica y eólica. Una definición más específica podría ser la siguiente: las redes eléctricas de transporte designan al conjunto de subestaciones y líneas con una tensión similar o superior a 220 kV, que se encargan de conducir la energía desde las centrales generadoras a las subestaciones transformadoras. En nuestro país, como en todos los países desarrollados o en pleno desarrollo, las redes se integran como miles de kilómetro de líneas de tensión alta, lo cual no es de extrañar ya que se trata de un energético de necesidad primaria. Con respecto a la gestión de las infraestructuras involucradas, las compañías centrales de electricidad suelen ser los únicos transportistas y gestores, los cuales desempeñan una serie de funciones, entre los que cabe destacar: el desarrollo y la ampliación de la red; el mantenimiento general de la red; la administración del tránsito de energía eléctrica entre el territorio y los sistemas exteriores; garantizar la accesibilidad de terceros a la red de forma igualitaria. En el caso de México; CFE funge como empresa operadora del sistema, asimismo, posee la función de establecer un equilibrio entre la producción y la demanda de electricidad; y en aquellos casos de descompensación, emiten indicaciones a las centrales para que haya un ajuste de las situaciones y el equilibrio requerido en las redes. Las compañías de electricidad realizan previsiones de forma anual con respecto al desarrollo de la demanda de electricidad indispensable para la planificación y el progreso de la red de transporte.

Una vez explicado todo esto, vayamos al siguiente tema que nos compete en este texto, a saber, los seccionadores, su función dentro de las redes y las clasificaciones variadas en torno a ellos. Para empezar, el seccionador consiste en un componente tanto eléctrico como mecánico, el cual posibilita la separación de forma mecánica de un circuito eléctrico con respecto a su alimentación, garantizando así una distancia visible y satisfactoria de aislamiento. Un ejemplo de los objetivos de este dispositivo puede ser garantizar la seguridad de las personas que laboran sobre aquella parte que ha sido aislada del circuito. Otro ejemplo, es la eliminación de una parte que haya resultado averiada con el fin de que se pueda dar continuidad al funcionamiento de todo el circuito restante. A diferencia de los interruptores o de los disyuntores, el seccionador carece de potencial de corte al no poseer el mecanismo de supresión de los arcos eléctrico. Resulta imperativo frenar con antelación la operatividad del circuito para inhibir la aparición de una apertura en carga, ya que en caso contrario, es posible la generación de daños en el seccionar de gran magnitud a causa del arco eléctrico. Ahora bien, el seccionador puede desempeñar funciones variadas dentro de las redes eléctricas, siendo las más frecuentes el seccionamiento de los circuitos por requerimientos de operación o con el objetivo de aislar los elementos del sistema (tanto líneas como equipos) para la realización de mantenimiento. Cabe aclarar que es considerado como un dispositivo de maniobra y no para protección. Consisten asimismo en un equipo mecánico que aísla con eficiencia una línea o equipos de alguna fuente de potencia.

Para la correcta elección de un seccionador se debe considerar el tipo de instalación en el que será integrado además de los factores tanto internos como externos que posee. Sus funciones pueden resumirse de la siguiente manera: separa de manera visible los variados componentes de una subestación; aísla diversos equipos, por ejemplo, capacitores, interruptores, transformadores, barrajes, líneas o generadores, para las labores de mantenimiento; manejar circuitos además de la transferencia de esto entre los barrajes propios de una subestación. Con respecto a sus clasificaciones, los seccionadores pueden agruparse de la siguiente forma, en función del papel que desempeñen dentro de una red eléctrica de potencia: 1) de maniobra; 2) cuchilla de puesta a tierra; 3) de operación en carga; 4) de puesta a tierra.

Con respecto a los de operación en carga, estos están aislados en SF6 y cuentan con apaga-chispas. Los de maniobra realizan paso directo o “by pass” a equipos como los interruptores, aíslan equipos, por ejemplo, barrajes, reactores, líneas o generadores, e interruptores; además, sólo operan cuando existe una variación insignificante de tensión entre las terminales, o en aquellos casos de interrupción y cierre de las corrientes no significativas. Los de puesta a tierra se dividen en dos: 1) aquellos con potencial de cierre en carga y 2) los que ponen a tierra elementos en mantenimiento del sistema como barrajes, y líneas de distribución y/o transmisión. Por último, los de cuchilla puesta a tierra, consisten en tubos hechos de aluminio y puestos en contacto con cobre, los cuales se equipan con resortes confeccionados con acero inoxidable, para garantizar una presión de confianza con respecto al contacto.

Con lo dicho hasta aquí consideramos que se entenderá lo que es un seccionador, y por qué no debe de faltar dentro de una red eléctrica, asimismo, la importancia de dicha red y de la electricidad en general. Esperamos que la presente publicación les haya parecido de utilidad así como amena, por el momento nos corresponde concluir aguardando su visita pronta a este blog que hemos diseñado para ustedes, estimados lectores. No olviden comunicarse con nosotros si necesitan de los mejores seccionadores. Les garantizamos la mejor atención y asesoría, así como los mejores productos. ¡Gracias por su visita!

Publicaciones recientes

Solicita una cotización aquí

Comience a escribir y presione Enter para buscar

Medición arteche